19
Dom, May
33 New Articles

Patronato derrotó a Huracán y logró salir de la zona del descenso

Fútbol
Tipografias

Con el tanto de Federico Bravo, a los 10 minutos del segundo tiempo, Patronato venció a Huracán por 1-0. Este resultado se enmarcó en la fecha 21 de la Superliga Argentina de Fútbol y llevó al Rojinegro a los 20 puntos, con los que se ubica 19° con 20 unidades, pero la tabla que mira el equipo paranaense es la de los promedios y en esa salió de la zona de descenso directo. En el equipo de Antonio Mohamed se fue expulsado Lucas Barrios en tiempo cumplido. Por su parte, el Globo quedó en 32 unidades, en la séptima ubicación. Los dirigidos por Mario Sciacqua tienen una verdadera final el próximo fin de semana contra Belgrano, al que enfrentarán en Córdoba, el viernes, desde las 21.10.

Patronato comenzó siendo protagonista del juego, buscando generar chances a partir de la presión alta ejercida sobre la defensa de Huracán. Con la salida bloqueada y la obligación de jugar la pelota dividida, el equipo local hizo sentir incómodo al Globo y generó sus chances.

La primera fue de Federico Bravo que remató por encima del arco; pero luego llegó una clarísima. A los 9, un pase filtrado llegó a Gabriel Ávalos, que fue claramente tomado de la camiseta dentro del área, pero el árbitro no sancionó penal. El remate del paraguayo fue contenido por el defensor que lo tomaba y la envió al córner.

El Patrón era más incisivo en ataque y lograba generar inconvenientes en el fondo de la visita; pero el conjunto visitante, con la claridad de sus atacantes, amagaba constantemente con encontrar la pelota filtrada y el mano a mano con Sebastián Bértoli.

Con los minutos, el partido se volvió ordinario. Ambos equipos bajaron el nivel futbolístico, aunque no la intensidad y las chances de gol no llegaban. De todos modos, siempre quedó la impresión de que Patronato quería algo más. La interrupción para tomar agua por el calor no cambió el rumbo del juego, que sobre los 30 era muy flojo.

Sobre los 36 tuvo una clarísima el equipo Rojinegro luego de un pelotazo de Bértoli que Berterame dejó pasar, aunque Ávalos la adelantó demasiado y no pudo definir en el mano a mano contra Anthony Silva. Pudo ser la apertura del marcador para el local, que se fue despertando.

Y en los últimos instantes de esa etapa pudo ser para el equipo Rojinegro, que empujó sin claridad, pero los minutos transcurrieron y el final de la primera etapa llegó sin que se mueva el tanteador.

En el complemento salió mejor Huracán. El cambio de Lucas Barrios por Andrés Roa modificó el juego del equipo visitante que empezó a manejar los hilos del partido y a generar incomodidades en el fondo del equipo local. Todavía en este contexto, no creó chances que le lleven problemas serios a Bértoli.

La primera clara llegó a los 7, cuando un remate de Briasco casi se convierte en gol, de no ser por la excelente intervención del arquero del Patrón. Tras el tiro de esquina tuvo la respuesta el local, que por su imprecisión no pudo aprovechar el contragolpe.

La siguiente fue buena para Patronato, que tuvo el gol en los pies de Berterame, pero Silva respondió en gran forma y envió la pelota al córner. De ese tiro de esquina, excelentemente ejecutado por Gabriel Carabajal, llegó el cabezazo de Federico Bravo que significó el 1-0 a los 10 del complemento.

El partido creció en emociones y en intensidad, con dos equipos que buscaron su objetivo: Patronato quería ampliar el tanteador y Huracán quería empatar el juego a toda costa. En ese contexto, el más cómodo era el anfitrión, que empezaba a redondear un buen partido.

Pudo empatarlo Barrios a los 21 con un remate desde afuera, pero la pelota se fue desviada. Esto ocurrió luego de un tiro libre que no aprovechó el local con una floja ejecución de Berterame, que tras rematar a la barrera tiró la pelota afuera en el rebote.

Pasados los 35 minutos, la sensación en Patronato fue la de inseguridad, típica de un equipo que se encuentra peleando el descenso. A partir de aprovecharse de esa situación, el visitante fue dominando territorialmente el juego e incomodó al local.

Sobre los 43, un gran cabezazo de Barrios pudo convertirse en el empate de no ser por la brillante atajada de Bértoli sobre la línea, con una nueva intervención en el rebote, sacando la pelota con el pecho para el rechazo de Renzo Vera. Tras esa jugada y con la pelota nuevamente en el tiro de esquina se fue expulsado Barrios por una agresión. Con uno más, el Rojinegro debió afrontar los últimos cinco minutos, añadidos por el árbitro.

Los últimos instantes fueron conmovedores desde la entrega de Patronato, que buscó mantener el tanteador como estaba y pese a las desprolijidades propias de los nervios, el Rojinegro logró mantener el resultado y se quedó con una victoria importantísima, que lo saca de la zona de descenso y lo deja dependiendo de sí mismo en las últimas cuatro fechas.

 

Análisis Digital